Call of Duty GHOSTS: qué guerra más perra

El nuevo Call of Duty desciende en tirolina desde un helicóptero de guerra para esta generación de consolas y la siguiente, con nuevas ideas. ¿Suficientes como para revitalizar la saga?
Por Chema Mansilla

Call of Duty está de vuelta, un año más, con el festival pirotécnico que le caracteriza. Explosiones a cascoporro, headshots, cadáveres que desaparecen y niños de ocho años que te machacan en el multijugador. Pero este año no es un año más. Es un año importante: estrenamos consolas y también su lanzamiento casi ha coincidido con el de su más directo rival, Battlefield 4.
Después de venderlo todo y más con la saga Modern Warfare y conseguir que todos los juegos del mundo parezcan “colofdiutis”, aunque se trate de simuladores de cocina vegana, la saga sufre un terrible desgaste debido a las sucesivas entregas. que sí, que todos molan mucho, mucho, mucho, yo mismo soy un gran fan de Black Ops. Pero el modelo de negocio de Activision de una entrega anual está agarrando por el pescuezo a la gallina de los huevos de oro y la está apretando pero bien. el que lso juegos de COD lleguen a las tiendas como salen los lacasitos del tubo, esto es, uno detrás de otro cambiando sólo el color de fuera, pero con el mismo chocolate por dentro comienza a quemar a la chavalada, que tiene mucha oferta de estímulos en su vida para invertir 70 pavazos. Por ejemplo en libros…

Cuando uno piensa en consolas nuevas se viene arriba y empieza fantasear con unos gráficos de esos que hacen que Kojima manche los calzoncillos por dentro. Pero todos sabemos que durante los primeros meses del lanzamiento el rendimiento de las nuevas consolas es prácticamente el mismo que las viejas. Por eso, y a pesar de que Activision nos anunciaba un nuevo motor gráfico para este Call of duty Ghosts, nos hemos quedado con un poco más de lo mismo. Eso sí, parece que los soldados tienen más pelo en el brazo y mugre bajo las uñas.

Que sí, que el juego está muy bien, que visualmente es alucinante, pero también lo era ya el Modern Warfare 2. Además, para que el juego luzca como se ve en los trailers, o tiene un buen PC o estrenas consola, porque todos esos efectos de luces dinámicos y partícula no lucen a plena potencia tu ya ramplona PS3 o 360.

Respecto al sistema de juego, además de ciertas armas, el añadido de mayor importancia en el modo campaña es el manejo de un perro como arma y elemento de sigilo e infiltración. Ni más ni menos. No es mucho, realmente, y tampoco podemos decir que sea el perro mejor representado que hemos visto en un videojuegos.

El modo multijugador sí que ha recibido importantes mejoras, algunas muy esperadas por los jugadores, que fomentan todavía más si cabe la competitividad. Un sistema de multijugador que tiene enganchados a millones de jugadores que podrán personalizar su sistema de juego como nunca hasta ahora. Por ejemplo, ahora sí que puedes utilizar personajes femeninos, así que ya puedes llorar de verdad como una nena cuando te machaquen una y otra vez tus amiguetes. O cuando te humille una niña pequeña con trenzas y un pijama de dora la Exploradora. Al final todos sabemos que uno se compra el COD para el multijugador, y todos sabemos lo que hay ahí: boinas verdes y asesinos entrenados que todavía usan deportivos con velcro y tijeras con las puntas redondeadas.

De todas formas, y como siempre, la culpa es nuestra, porque nos creamos unas expectativas que no realistas. queremos un juego nuevo todos los años, y que cada año sea más y emjor. ¡Pedimos imposibles! ¿Por qué no pedimos también juegos a menos de 50 euros, que no necesiten parches ya el día de su lanzamiento y para los que luego no saquen DLCs bien chulos que ya están en nuestros discos pero a los que no podemos acceder?, ¿estamos locos? Eso sí, para toda la gente que se queja de que los juegos nos llegan en pitinglish y que no se entiende (porque para qué aprender Inglés en el colegio, que es una asignatura obligatoria, ¿no?), el juego nos llega doblado. Que sí, con alguna metedura de pata, como que en la misma conversación, el hermano del protagonista (que eres tú, claro) te llame de usted y te tutee, pero en completo Castellano. Además, para que la muchachada tenga otro motivo más para tocarse con este juego, Elena Anaya dobla a uno de sus protagonistas. Un trabajo muy competente, aunque a veces tenga cierto soniquete de “quécoñoestoydiciendo”, que se suma al EXCELENTE (ahora sin cinismo) trabajo del resto de actores. Que Dios les bendidga. Los chavales podrán jugar sin tener que leer los subtítulos.

A pesar de todo esto, el juego está bien. MUY BIEN. A mi me ha gustado, y a pesar de todo el evidente dolor y maldad que me llevan a escribir textos como éste, lo he disfrutado como un enano encocado. Me gustan los Call of Duty. He disfrutado, y mucho, de Call of Duty Ghosts. Pero quiero más, y mejor… A ver si el año que viene sale el lacasito del color que me gusta.

Sigue a Chema Mansilla en Twitter: @ChemaMansilla

Acerca de Chema Mansilla 195 Articles
¡Oh, mírame, estoy haciendo feliz a mucha gente! ¡Qué bien! ¡Soy un hombre mágico! ¡Del pais feliz! ¡De la casa de gominolas de la calle de la piruleta!

1 comentario en Call of Duty GHOSTS: qué guerra más perra

  1. Crítica constructiva respecto a la web: separad, aunque solo sea a la hora de clasificarlas o en el buscador, los “textos gordos” de las noticias, pues quise echar una visual a los articulillos más o menos currados de la web con algo más de tiempo y la avalancha de noticias me ha hecho desistir al poco rato.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*