Mi experiencia Sónar 2018 en 5 actuaciones

Sónar es el festival de música electrónica referente en España. Ha cumplido 25 años y ha querido el destino que fuera mi primera vez como asistente. De todo el pedazo de cartel selecciono mis 5 actuaciones favoritas de este Sónar.

Por Javi Jiménez.

Para los que ya sois asiduos al festival Sónar, muchos seguramente ya que en esta edición asistieron 126000 personas,  probablemente no haya nada que pueda contaros de la experiencia del festiva.  Para los que no, el festival Sónar se desarrolla habitualmente en junio (con la salvedad del próximo año, que se hará de forma excepcional a mediados de julio) durante tres días en la Fira de Montjuïc (en lo que se conoce como Sónar Día) y en la fira de L’Hospitalet durante dos noches (Sónar Noche). Como veis un montón de horas para ver a artistas de los pelajes más variados de la electrónica desde la música de baile más mainstream como Diplo a la música más cerebral de Alva Noto, pasando por los eternos house y techno de club.

Hay que decir que a nivel de producción me ha parecido uno de los mejores festivales a los que he ido nunca. Me habían dicho que el Sónar sonaba bien y ha cumplido mis expectativas. Así da gusto ir a escuchar música. Propuestas como Despacio o el SónarCar con formatos de larga duración complican poder seleccionar en un ya atiborrado cartel,  aquí van mis elecciones personales de lo que pude ver y me gustó de esta edición:

1. Benjamin Damage.

A este productor galés residente en Berlín ya lo tenía fichado desde hacía un tiempo con un tema suyo en el extinto sello 50 Weapons. Su debut en R&S Records con su EP Montreal fue uno de mis lanzamientos favoritos de techno del año pasado. Podéis imaginar que le tenía marcado en rojo en mi horario. La noche del viernes después de Gorillaz, el SonarPub se convertía en mi faro con Benjamin Damage, Modeselektor, Angel Molina y Helena Hauff en un line-up hecho absolutamente a mi medida. Una noche de techno que no podía empezar mejor con el live de Benjamin Damage. Un live muy físico, con un techno muy enfocado a la pista en el que sus temas reconocibles reconocibles se intercalaban con otro material. No decepcionó en una sesión con un pulso tremendo y que ponía hasta arriba de zapatilla el listón del escenario que no bajaría el nivel de intensidad en toda la noche. Podéis revivir la actuación en esta grabación, lamentablemente el sonido no es demasiado bueno.

2. Clip y Cora Novoa.

El live set de esta pareja talentos autóctonos era una de las actuaciones que más intriga me causaba. Sigo desde hace algún tiempo la carrera de Cora pero a Clip no lo tenía localizado por estas texturas sonoras. Además el live set que preparaban tenía un punto de exclusividad ya que todo estaba basado en la improvisación con cacharros (se veían un par de sintes modulares bien hermosos por ahí). En entrevistas previas decían que no querían dejar preparada una actuación sino  que los ensayos consistían en mejorar la coordinación entre ambos músicos. Así que sin saber exactamente qué esperar estábamos en primera fila del SónarDome cuando los primeros bombos empezaron a caer. Show demoledor, de bailar hasta el headbanding, todo potencia que congregó a un buen número de personas y que sentido desde tan cerca lo convertía en más especial. Cora se crecía en el escenario haciendo gala de su carisma mientras Clip hacía de ancla, equilibrando al dúo en el plano musical. No sé si repetirán pero si lo hacen están totalmente recomendados.

3. Lorenzo Senni.

Lorenzo Senni es un ravero semi heaviata que ya la ha liado bastante hasta llegar a sacar por el mítico Warp Records un LP, Persona,  hace un par de años con el que daría con él el gran público. En SonarHall nos recibía una gran cortina en la que se leía Rave Voyeurism is not a Crime. Con ella puesta comenzaría el show que tendría como protagonistas a un par de juegos de lásers que se encargarían de las visuales. Comenzó el show con pitidos nacidos del infierno, unos 4 minutos de sonido repetitivo , agudo, directo al estómago poniendo sobre la mesa un directo no precisamente fresquito. Lorenzo Senni juega de forma muy gamberra con los sonidos rave, creando épica y llevándola cada vez más lejos sin llegar nunca a estallar. Una experiencia alucinante, con putos lásers en 3D, telones que caen y Lorenzo pegándose los bailes más simpáticos de todo el Sónar. Épico.

4. Gorillaz.

Pensaba mientras Damon Albarn llenaba el escenario simplemente estando de pie que ojalá tener el mismo carisma que él. Se le notan las tablas acumuladas con Gorillaz, Blur y sus proyectos en solitario. Es capaz de capturar todas las miradas solo con su presencia. Él no es por completo Gorillaz pero sí que es su corazón. Gorillaz son muchos hits, mucho pop sintético, hip- hop, mestizaje y un montón de colaboradores de lujo. Es por ello que la puesta en directo de la banda no sea nada sencilla y que haya que recurrir a videos y pistas grabadas para suplir a artistas como Snoop Dog que no pueden aparecer en el escenario simplemente para unos pocos minutos. Set list, puesta en escena y visuales impecables, con unos invitados que brillaban con luz propia e incluso conseguían eclipsar a Albarn. Uno de mis grupos favoritos, qué le vamos a hacer. No me decepcionaron.

5. John Talabot

John Talabot hacía 6h de set en el SónarCar durante el Sónar Noche. El señor de Hivern Discs se ha labrado una reputación en este tipo de sets y eso se notó en la pedazo de cola que había para entrar al escenario, una producción similar a una discoteca con sonido Funktion One en un recinto ovalado rodeado de cortinas rojas, y eso que faltaban 15 minutos para que empezara su set. Una vez dentro, un warm up con mucho dub, muchísima clase y un soundsystem que permitía disfrutar de la sesión en cualquier parte de la sala. Las dos horas que estuve allí fueron suficientes para sentir lo especial de la sesión. El único error fue marcharse antes de que acabara.

Quizás no son las que esperabais y quizás no son las que yo esperaba de antemano. Pero los tiempos del festival, las elecciones in situ (comer vs ver a otro artista) y el mood del momento son unos potentes factores. Qué os voy a contar que no sepáis. Ahora solo queda una duda, ¿repetiremos en 2019?

Fuente de la imágenes: Sónar.es

Sigue a La Isla de las Cabezas Cortadas en Twitter y en Facebook.

Acerca de Javier Jimenez 214 Articles
Consumidor experto, reseñador amateur. Me gusta la música fuerte, la ciencia ficción, las series animadas y así os lo hago saber.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.