Final Countdown (4): ¿Y si el mundo acaba con una invasión alienígena?

Extraterrestres, ¿amigos o enemigos?
ET, Chewbacca, Jar Jar Binks, Alf, Superman, Alien y Predator, Lila, Leeloo, Venom, Kan y Kodos, Michael Jackson… Y podría seguir con la enorme lista de extraterrestres que todos conocemos. Pero la pregunta que a todos nos interesa: ¿son buenos los extraterrestres? ¿Son malos? Y, si lo fueran, ¿invadirían la Tierra?
Por Carlos ‘Charles’ Rubio

He de admitirlo, soy warsie a muerte, y por lo tanto la mera existencia de Jar Jar Binks me abruma y me desconsuela. Aun así, creo que siempre he sido muy curioso en cuanto al espacio y la existencia de seres extraterrestres, con claras intenciones de querer conocerlos.

Parece que la sociedad hoy en día está muy dividida respecto a si quiere ver a los extraterrestres como seres pacíficos o vaticinar con su llegada un exterminio generalizado. En los últimos años ha habido varios puntos de vista, como el de Prometheus, donde los supuestos creadores nos odiaban; el de District 9, lugar al que movilizaron a cientos de extraterrestres pacíficos que habían llegado a la Tierra pidiendo asilo; los videojuegos de la saga Mass Effect, donde se tiene relación pacífica entre todas las razas extraterrestres, excepto con los cosechadores que quieren destruirlo todo… Y un gran etcétera.

¿Qué creéis que ocurriría si nos invade una raza extraterrestre? ¿Querrían aniquilarnos? ¿Querrían estrechar lazos y enseñarnos sus tecnologías? ¿Querrían conquistarnos y someternos de una manera más light que la actual sometida por los bancos? ¿Nuestras películas de extraterrestres y ciencia ficción serían para ellos motivo de mofas y miedos? ¿Atacarían primero Estados Unidos –preferiblemente Nueva York o Washington– como vaticinan todas las películas de Hollywood?

Sinceramente, no tengo ni la más remota idea. Solo sé que si hemos de morir, que al menos sea de una manera espectacular: explotando en millones de luces de colores, creadas por haces láser al más puro estilo Estrella de la Muerte. Instantáneo, indoloro y, sobre todo, chulísimo.

Pero, oye, ¿qué pasa si en realidad los extraterrestres solo quieren abducirnos para meternos sondas por el recto anal? Pues aquí os dejo una pequeña selección con la que deberíais disfrutar por ahí en el espacio.

Película: Mars Attacks!

No hay mejor ejemplo de intento de invasión marciana y posterior reconquista humana.

Mars Attack nos traslada a EEUU (cómo no), donde tendrán el honor de recibir a los marcianos. Aunque estos se mosquean un poco cuando ven a la paloma blanca de la paz (y no me extraña, esos pajarracos transmiten cientos de enfermedades) y no dudan en freírla con un disparo; a ella y a los miles de hippies presentes en la ceremonia de llegada.

Es una película de humor, pero siempre es bueno saber que Slim Whitman mata aliens.

 

Videojuego: ET, de la Atari 2600

Sí, lo sé, es el proclamado peor juego de la historia. Tanto que hundió a la Atari 2600 en la miseria, y se dice que todas las copias del juego que les fueron devueltas a sus oficinas centrales fueron enterradas en el desierto de Nuevo México. Fascinante, ¿verdad? Pero, ¿por qué jugarlo? Porque a veces los juegos más cutres son los que más enganchan. Bueno, quizá este no, estando a la altura del Superman de la Nintendo 64.

¿Y por qué recomiendo este juego, entonces? Bueno, si los extraterrestres que os han abducido os ven jugando a esto, entonces definitivamente no os comerán; simplemente sentirán lástima por vosotros.

Libro: El Juego de Ender, de Orson Scott Card


Probablemente uno de los mejores libros de ciencia ficción jamás escritos.

Nos narra la historia de la juventud de Ender Wiggins, un niño mejorado genéticamente con la intención de poder ser de utilidad alguna vez a la humanidad, por si vuelven alguna vez los insectores, una raza extraterrestre que ya intentó destruir a la humanidad hace décadas. Ender deberá convertirse en un estudiante modelo para ser un gran comandante algún día, y poder ser la baza secreta para aniquilar a los insectores, si vuelven… O les dejan volver.

Con Ender aprenderás a no rendirte nunca, a pensar siempre todo a fondo; a ser el mejor, aunque solo tengas 7 años.

Cómic: Bok, de JMV


¿Extraterrestres en los cómics? ¿Sin ser de Star Wars? Pues Bok, sin pensármelo dos veces.

Bok retrata el ambiente universitario vivido a través de los ojos de un alienígena, el propio Bok, que acude a una facultad española como estudiante de Erasmus.

Si en el platillo volante os pillan leyendo un cómic a deshoras, qué mejor que sea este, para que al menos se echen unas risas con vosotros.

Sigue a Carlos ‘Charles’ Rubio en Twitter: @JikanWrecker

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*