LA NOCHE DE HALLOWEEN. Vuelta al slasher.

Llega la Noche de Brujas. La noche de los fantasmas, de disfraces, de trucos y de tratos. Llega noche del terror de Mike Myers. Llega La Noche de Halloween.

Por Teresa Domingo.

Tras reventarlo en taquilla el día su estreno en USA, petarlo en el festival de Toronto y llenar hasta la última butaca, y dos veces, el Auditori del Meliá de Sitges durante nuestro adorado festival de terror y ciencia ficción, por fin llega a las salas de nuestro país La Noche de Halloween. Se estrena la esperada secuela directa de la mítica película de John Carpenter para disfrute de todos aquellos que no pudieron acercarse a la meca del cine de terror y disfrutar de la presencia en vivo y en directo de, posiblemente, el director más aplaudido cada vez que su nombre aparece en pantalla. Este año el Auditori hizo honor a su nombre y acogió el único concierto en España de la gira ‘John Carpenter – Anthology (Movie Themes 1974-1998)’con imágenes de sus películas proyectadas en la pantalla extra gigante.

El aclamado músico y director no ha sido el responsable del rodaje, aunque ha seguido de cerca todas sus fases, siendo el productor ejecutivo y creador de la banda sonora. En esta ocasión, el regreso de Mike Myers a la gran pantalla se lo debemos a David Gordon Green, al que ya conocemos por diversos trabajos, y por pertenecer a la crew de los Seth Rogen, James Franco y demás, tras haberlos dirigido en Pineapple Express.

Para su último proyecto el director de Arkansas se ha aliado con el padre del slasher para dar una continuación a su creación y una posible conclusión de la saga. Algo difícil, porque los asesinos del slasher vuelven hasta del mismísimo averno para seguir atormentando a sus víctimas por los siglos de los siglos. Y no podríamos tener mejor ejemplo entre manos. Michael Myers ha regresado de donde sea que se vaya a descansar esta gente entre secuelas ya diez veces, con más o menos gloria, y más o menos reboots, pero siempre con su máscara y su cuchillo de cocina. En su versión, Gordon Green ha obviado todas las secuelas habidas y por haber, incluso ha dejado a un lado la visión personal de Rob Zombie y el tremendo Myers que nos regaló para el recuerdo con Halloween: El origen, y ha creado una especie de Halloween 2, que transcurre en el mismo lugar pero cuatro décadas después de la original y con una Laurie Strode (Jamie Lee Curtis, que vuelve a interpretar a su icónico personaje y produce junto a Carpenter) más atormentada y preparada que nunca para enfrentarse a su peor pesadilla.

Durante la recopilación de información por parte de una pareja de periodistas en torno a la figura de Michael Myers y los asesinatos que llevó a cabo hace cuatro décadas, un accidente provoca el regreso del psicópata más famoso a las calles de su pueblo natal. Aunque Myers sea más viejo no es menos alto ni fuerte que antaño, y no desaprovechará la situación para acabar lo que empezó hace tanto tiempo. Pero las Strode ahora son tres y Laurie, aunque haya sido apartada por su familia por su obsesión con el regreso de Michael, se ha encargado de hacer de su propia casa el lugar ideal para enfrentarse a él.

Además de una digna secuela del clásico, totalmente respetuosa con la historia y personajes originales y repleta de guiños, planos, secuencias, escenografías y objetos (casi mágicos para los fans los momentos de reencuentro con la máscara y el cuchillo adecuado, así como los planos en los que Myers acecha), esta Noche de Halloween ha sabido darle una vuelta de tuerca espectacular al género slasher.

Aunque el tráiler y el póster promocional ya se encargan de revelar lo suficiente de por dónde van los tiros y a pesar de que no voy a revelar ningún contenido revelador de la trama, por si acaso, y por recomendación de los abogados de internet…

Desde el momento en el que todas las cartas están sobre la mesa y comienza la persecución, no se sabe bien de quién a quién, la actitud vengativa de Laurie, tras años preparando este momento, se ve reforzada por el excelente uso que hace el director de los recursos cinematográficos del slasher en su propio beneficio. Gordon Green convierte al perseguidor en perseguido y transforma escenas, planos y momentos tan trillados, como mirar hacia otro lado y que el asesino ya no esté, en esa mágica vuelta de tuerca en la que resultaba tan fácil caer en la mofa.

FIN DE LOS SPOILERS

El trabajo de guión y dirección, combinado con el excelente trabajo de Michael Simmonds como director de fotografía demuestra que no hace falta un gran presupuesto para crear y recrear la atmósfera de tensión de una película de terror tan mítica, versionada y homenajeada como es Halloween, con el respeto y el cariño que se merece, incluso sabiendo introducir algunos gags y reacciones cómicas sin resultar vergonzosa ni convertir a este extraordinario villano en una versión estúpida y cutre de sí mismo.

No sé qué hacéis todavía ahí leyéndome. Minimizad ahora mismo esta página y comprad las entradas para este mismo fin de semana porque os aseguro que vais a pasar un rato (y unos sustos) DE CINE.

Sigue a La Isla de las Cabezas Cortadas en Twitter y en Facebook.

Acerca de Teresa Domingo 178 Articles
Si es creepy, es para mí.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.